Gritos en el Pasillo

Juan Terranova

Calle 17

ByTheWay.tv

Demasiado Violeta

La Esfera

Reducir al Mínimo

¿En qué piensa un calcetín?

Simaegi

Pretty Curry

La Srta. Melón

El Quinto Pino




En el mundo hay 3 tipos de disfraces: los que te haces tu mismo, los que te compras dejándote una pasta y los que te compras sin dejarte pasta.

Los primeros son los que en manos de alguien con imaginación, ingenio y un mínimo de capacidades artísticas, pueden conseguir el mejor efecto.
Tienen esa chispa especial de la manufactura propia, sin tener que recurrir a una tienda, asegurándote que tú y sólo tú llevarás ese disfraz específico.
En manos de alguien como yo son probablemente un insulto a cualquier tipo de público y motivo de vergüenza en cualquier fiesta por mi falta de imaginación, el pésimo ingenio y las capacidades artística del modista de Isabel II.

Los segundos son los más profesionales.
Todos saben que has tirado de tarjeta, con lo que la fiesta en concreto te importa y la decisión de no hacer tu propio disfraz libra al grupo del marrón de tener que adivinar de qué cojones vas disfrazado. Todos apreciarán ese detalle.
Sufres el riesgo de que alguien acuda a la cita vistiendo las mismas pintas y que algún neo-hippie se meta con tu falta de creatividad. Siempre puedes darle esquinazo exigiéndole que te deje en paz, que no tienes droga para él.

Los últimos son los que yo llamo Los Disfraces Genéricos y en la escala moral están por debajo incluso de actividades como maltratar ancianas o introducir a los niños al mundo de los Teletubbies.
Son el tipo de disfraces que intentan simular un concepto famoso pero sin llegar a copiarlo para no tener que pagar derechos de autor.
Con este tipo de disfraces no sólo serás el hazme-reír de la fiesta, sino que además estás lanzando una señal del tipo: "Soy un vago y no he movido un dedo para hacerme mi propio disfraz y obviamente vuestra estúpida fiesta no vale lo suficiente como para dejarme una pasta en un buen disfraz. De hecho sólo vengo aquí porque no tengo ningún otro sitio donde ir".
Con este tipo de disfraces el año que viene estarás sólo en casa planteándote qué hubiera sido de ti si te hubieses dejado algo más de pasta en un disfraz decente y si dolerá mucho saltar desde la ventana de un tercer piso.

Hay otra posibilidad, el "Machambrat de Última Hora", que consiste en rebuscar en las tiendas y ponerse lo primero que encuentras, con restos de al menos 3 disfraces diferentes. Quizá salgas resultón, quizá estés vomitivo, pero de todas formas, eso no es un disfraz.

Hoy toca desmenuzar algunos de los más tristes Disfraces Genéricos que hay.
Si estás leyendo estas palabras hay una alta probabilidad de que tú seas uno de esos que acabarán llevando disfraz de "Tío con los colmillos largos" o "Bicho con tuercas en el cuello 2" y por lo tanto este pequeño compendio puede hacer que tu agonía, que bien mereces, sea algo más llevadera.


Toys 'R' Us es sin duda el mejor sitio para la busca y captura de tu Disfraz Genérico.
Una vez has decidido tirar por la borda cualquier posibilidad de mantener una vida social con un número de personas suficiente como para llamar "social" y no "personal" o "imaginaria" y has decidido llevar un Disfraz Genérico, entonces al menos no pierdas el tiempo buscándolo por ahí, vete directo a Toys 'R' Us, donde encontrarás un buen número de disfraces que nadie, bajo un estado mental razonable, se atrevería a llevar.

Una vez allí, y según tu condición física, tendrás que decidir con qué aniquilas la poca dignidad que queda de ti.
Vamos a ver unos cuantos ejemplos, para adultos y para niños, esos pobres engendros que tienen que sufrir el poco criterio del que hacen gala sus progenitores.

INDEFINIDOS


Empezamos por los más ofensivos, los indefinidos.

La marca de "cosas para fiestas" Caesar crea toda una gama de "disfraces de Halloween" bajo el precepto de "si es negro y da grima, cuela".
Ni siquiera le ponen nombre a sus creaciones. Ni siquiera se esfuerzan lo más mínimo en informar al cliente de lo que están comprando. Podrían haberle llamado "Caperucita Roja Albana 1" y "Flipado de Matrix con Mal Gusto" y quedarse igual de anchos.


Esta tiene que ser siempre la última opción, cuando la opción de quedarse en casa no está disponible.
Si, como el caso de arriba, el destinatario es un hijo cercano, tendremos que inventarnos un nombre para que el niño lo pueda ir salmodiando una vez tras otra para calmarse del yuyu que tiene que entrar al ir al cole vestido con semejante indumentaria.
Aunque no consigo imaginarme una situación hipotética donde un niño se sienta aliviado por ir vestido de "El integrante gay del KuKluxKlan".

Por suerte, la ONU está estudiando la prohibición de este tipo de disfraces como medida preventiva de guerras nucleares futuras.

SPIDERELLA + VAMPIRESA GÓTICA


¿De qué te sirve llevar un traje más o menos decente, con brocados en forma de telaraña y unas mangas que pondrían los bigotes largos a Fumanchú si luego tienes que confesar que vas vestida de Spiderella?
Con un nombre así de cutre pronto van a relacionarlo con Vampirella, la vampira del planeta Drakulón y se reirán de ti por ello. La única forma de arreglarlo sería vistiéndote cómo la verdadera Vampirella, y sinceramente, si tu física diera para poder ir vestida así, ya lo hubieras hecho como primera opción.

La Vampiresa Gótica parece salida de un episodio de Sabrina, la bruja adolescente (o cosas de brujas) donde Salem se sale(m) con la suya y consigue tener su propio harén de féminas con vestidos ridículos.

MORTAR + DIABLESA


Aunque la foto no deja apreciarlo, el disfraz de "Mortar", no es más que una túnica, pintura gris y un tridente que intenta parecerse al bastón de Skeletor pero sin rastro de Greyskull.
Realmente preocupante es el nombre elegido para immortarlizar este disfraz.
Mortar en inglés tiene los mismos significados que en traducción en castellano, mortero, y ni el lanza granadas, ni la masa de construcción ni el utensilio de cocina parecen tener una gran relación.

El tema de la Diablesa está justo en el punto donde puedes nombrar cualquier cosa con el apelativo que te de la gana. A mi, me-la-pela-(tivo).
Más que una diablesa, esta chica parece la mujer de rojo después de ser atacada por una manada de koalas antropófagos.
Tampoco se acaba de entender la escoba. Las diablesas no usan escobas a menos que seas de la brigada de limpieza del infierno. Un tridente sin azúcar hubiera si mucho más fiel a la tradición diablesca.

HOMBRE SIN ROSTRO + HIJA TINIEBLAS


El hombre sin rostro no es más que una burda copia de un disfraz de La Muerte con guadaña incluida.
Como "La Muerte" no puede ser un nombre registrado, sólo puedo suponer que el cambio de nombre se debe a que así la empresa se ahora la calavera de plástico.

Hija Tinieblas es otro de esos Nombres Genéricos que beben de la misma tradición que Niño Infierno o Pepe Culebras.
El disfraz no es otro que el mismísimo disfraz de Elvira, señora de la oscuridad, con daga en el cinturón y peluca alocada.
Sólo recomiendo este disfraz si te atreves a decir que vas de Elvira y tienes tamaño pectoral considerable.

VAMPIRESA HALLOWEEN + VAMPIRO


Lo dicho, ponte algo negro y puedes hacerte pasar por un vampiro chupasangre sin importar el ridículo que hagas.
La trilogía de Blade nos demostró que se puede ser un vampiro y no tener clase, no tener estilo y ni siquiera buenas frases.
Hasta Santiago Segura puede ser un vampiro, por el amor de Bram Stocker.

En este caso tenemos a una Jornalera de Calabazas. No sé muy bien en qué se diferencia una Vampiresa convencional a una Vampiresa Halloween, pero supongo que tiene que ver en la forma en que sujeta esa calabaza. Quizá el vestido rasgado a diferencia de la clase habitual de la vampiresía tradicional también tenga algo que ver.

Eso sí, el vampiro este no hay quien se lo trague.
Estoy convencido que no lo llamaron Drácula porque Drácula nunca hubiera tenido la desvergüenza de llevar unos botones de 10 cm. de diámetro, una capa que no le llega a las rodillas y unas solapas de cartón piedra.
Ni Tom Cruise podría llevar un traje así...tú tampoco deberías.

BRUJA + MAGMA


De momento, el disfraz de Bruja es el único que realmente se puede considerar fiel a su nombre. Sigue siendo demasiado genérico y poco definido. Basta con un sombrero de pico y una escoba para declarar a alguien bruja.
Claro que en la Edad Media no hacía falta que el susurro de un vecino para quemar a alguien por bruja, así que no voy a ser yo quien se queje por esto.
Eso sí, personalmente, las brujas tienen que llevar un mínimo legal establecido de verrugas en la cara, siendo al menos 1 en la nariz de cumplimiento obligatorio.

Magma es del estilo de Mortar, pero todavía más cutre.
La única razón de su aparición en este set es que va de negro y tiene un tridente. Estoy convencido que sus creadores todavía no entienden como Magma consiguió pasar la criba de personajes en el proceso de preproducción.
Lo realmente preocupante es la obsesión de Kubics, la empresa responsable de esta basura, en hacer que todos los flecos de sus "monstruos" de Halloween estén rasgados, y lo que es peor, que estén "uniformemente" rasgados, lo que todavía lo hace más cutre.

ZOMBIE + VAMPIRO GÓTICO


He visto celadores de instituto con más presencia que este zombie.
Su poca calidad no viene por la falta de sangre, sino porque viene con túnica y capucha. Esta indumentaria sólo se entendería si este fuera el zombie de un monje, con lo que entonces sería el mejor disfraz de todos. Un Monje Zombie lo gana todo!
Pero hay que tener en cuenta que sólo pone Zombie en la caja, así que hay pocas probabilidades de que pensaran en esos los creadores de esta bazofia que sólo se salva de la quema porque incluye las manos del zombie en el paquete.

El Vampiro Gótico es lo más cercano a un mago de fiestas infantiles que no a un vampiro y mucho menos gótico.
Las capas translúcidas no tiran mucho al público gótico que prefiere el terciopelo y no suele ser fan de los pantalones de pinza semi-bombachos.

BRUJAS DE LA NOCHE


Nombres genéricos para disfraces inusuales.
En este caso Kubics deja los clichés, pasa de sombreritos y escobas y les pone nombre de brujas a estas tres pelanduscas.

Me hace gracia que sean "de la noche". Me hubiera impresionado ver "brujas del día".
Eso sí, éstas, de todos los demás, sí son elegibles como miembros de la comunidad gótica. De hecho estoy bastante convencido que he visto a gente vestida así en algún que otro tugurio del barrio gótico de Barcelona.
Si las vuelvo a ver les preguntaré si son brujas o no, y en caso afirmativo en qué franja horaria están registradas.

BRUJA + DRACULA


Los niños no lo tienen mucho mejor.
En este caso, la brujita de turno ha sido desposada de su sombrero reglamentario y ahora sólo se distingue de la muchedumbre por una escoba.

Drácula en cambio, a pesar de ser la versión igualita que el "Vampiro" de más arriba, al menos sí puede presumir de no tener un nombre genérico, de tener unos botones de proporciones humanas, una capa que sí llega a la rodillas y unas solapas por lo menos simétricas.
No es un disfraz original, pero al menos no es absurdo y ridículo, como el resto!

DEVIL'S ROBE + ESQUELETO


Devil's Robe no es más que la versión chiquitaja de Magma. Igual de cutre e incompresible pero con la gracia añadida de que no han traducido su nombre.
Supongo que a nadie le hubiera hecho gracia ir vestido de la Bata del Diablo. Y aún si lo cuentas como Toga, ¿desde cuando el Diablo iba vestido con toga? Yo tengo mis dudas...

El Esqueleto no está mal del todo. El hecho de que se le vea el cuello al niño le quita toda la gracia, pero tal y como está el patio, mejor un esqueleto con cuello carnal que no ser Devil's Robe, el azote de las duchas infernales.

GOTHIC VAMPIRE + HIJA DE LAS TINIEBLAS


Otro nombre no traducido, y no me extraña. Es la única forma de dotar de cierto exotismo a este triste disfraz.
De hecho, el ojo atento habrá visto que esta es la versión infantil del Bruja adulto, pero sin escoba ni sombrero.
Ya os lo he dicho, sólo hace falta ir de negro para ser un vampiro. Lo que no entiendo es el concepto gótico del disfraz.
Si yo fuera niña, denunciaría a cualquiera que intentara que saliera a la calle con semejante basura.

Hija de las Tinieblas, es la versión infantil de Hija Tinieblas. La gracia es que gana las partículas "de las" con lo que no suena tan ridículo, pero a su vez pierde el escote que es lo que un disfraz de Elvira siempre tiene que tener.
Haremos ver que no lo hemos visto por el simple hecho de que es un disfraz para niñas. Claro que visto la clase de niñas que tiene este país no sólo tendría que venir con escote, sino con tanga a juego incorporado.

MEDECIN DEGENTE + CAPA NEGRA


Medecin Degente, sólo tiene en contra su nombre afrancesado y homosexual.
Por lo demás es el único disfraz de todos que realmente inflige un cierto aire de mal rollo y acojone.
Las herramientas, la mascarilla y el maquillaje enfermizo hace que este disfraz, a pesar de su nombre, sea el único genérico (cirujano loco) que valga la pena de todos los vistos hasta ahora.

Capa Negra es otro eufemismo para no nombrar a Drácula, por lo que hay que descartar el disfraz inmediatamente.
No hay niño en la faz de la tierra que esté dispuesto a ir al cole vestido de "Capa Negra" y que tenga la pinta de bailarín búlgaro con capa.
O le dices que es Drácula o no hay trato.
Lo único decente del disfraz es la prótesis de plástico que simula el peinado de Drácula. Todo un logro.

MONSTRUOSIDADES VARIAS


Para terminar, un ejemplo que no sé como calificar.
Es posible que estos sean los disfraces más bonitos de todos y los que en cierto modo tienen mayor sentido.
Después de todo hay que traer al Lado Oscuro a los peques de la familia para que dentro de 10 años no tengan más huevos que celebrar el Halloween.

Especial mención al mini-disfraz de mini-murciélago. Me encanta. Quizá generarán problemas mentales en todos y cada uno de los niñitos que se vean obligados a llevarlos, pero vestir a tu hijo-sobrino-hermano/pequeño de rata con alas, no tiene precio!



melonian (28-10-06)



.: © www.meloncorp.com 1592 - 2007 :.